• banner_identida

     




Available courses

Unidad Curricular: Química

Unidad Curricular Inglés Instrumental II

La unidad curricular Lenguaje y Comunicación Liberadora, tiene como fin fundamental introducir al estudiante en el uso y manejo eficiente, tanto del lenguaje oral como el escrito, desde una perspectiva del uso de ambas formas de comunicar en contextos reales y con propósito, es decir desde la pragmática, la cual consiste en centrar el estudio en la relación existente entre la lengua, los hablantes y las situaciones en las que se produce la comunicación, teniendo en cuenta el contexto social, cultural y emocional en el que se produce el acto comunicativo.

 

Los participantes que cursan esta unidad curricular, tendrán, desde su competencia profesional, elaborar informes, memorias, memorándums reportes, entre otros, que cumplan a cabalidad la función comunicativa que les motiva a escribir y/o hablar.

 

Para ello se hace necesario comprender la diferencia existente entre Lengua, Lenguaje y Habla, así como todas las categorías gramaticales que se ponen de manifiesto cuando un hablante y/o escritor aspira dar a conocer una idea o conjunto de ideas. De igual forma comprender e interpretar todos los elementos que intervienen en el Proceso de Comunicación con el fin de ponerlos en práctica. Establecer las diferencias que existen entre el lenguaje oral y el escrito, así como las competencias lingüísticas que se activan en ambos procesos. También se hace necesario que el participante conozca, identifique y elabore, dado el perfil de su futura profesión, los tipos de secuencias textuales y los contextos en los cuales cada una de ellas se pueden emplear. Todas estos objetivos y sus posteriores actividades de enseñanza-aprendizaje, se desarrollarán en situaciones reales de comunicación. Esta visión difiere radicalmente de la práctica educativa tradicional la cual ha fracasado en una de las misiones más importantes conferidas por la sociedad a la institución escolar: La formación de hablantes, lectores y escritores críticos y reflexivos.   

  

En este sentido, esta unidad curricular propondrá superar las prácticas mecanicistas-positivistas dominantes en la enseñanza de la lengua, responsables en gran medida del rechazo y el fracaso experimentados por los estudiantes hacia esta importante área. Se busca lograr así la apertura en la universidad de ámbitos de reflexión, discusión, investigación, producción de teorías acordes con las formas de generación de conocimientos. La lengua dejará de ser vista como “una materia más” carente de sentido, repetitiva y memorística; en su lugar, se recobrará el esencial significado de la lengua en sus funciones expresivas y comprensivas, como constituyente nodal de las relaciones sociales y culturales, la lengua como ente viviente, dinámico, en constante transformación.

Con el desarrollo de la unidad curricular, se ha de promover en el estudiante la confrontación permanente de experiencias, métodos, enfoques, teorías, para desde allí, abordar propuestas y proyectos alternativos que favorezcan su competencia lingüística, basada en el derecho que tienen todos nuestros jóvenes a la reconstrucción de conocimientos, a la exploración, a la investigación, a la creación, a la equivocación, partiendo de saberes marcados por la palabra de su cuerpo, por su voz, por su historia, por su cotidianidad.

 

Para tal fin, se comenzará con la discusión acerca del proceso de adquisición y desarrollo de la lengua oral y escrita, desde una perspectiva constructiva, la cual redimensiona el papel activo del sujeto en interacción permanente con el medio y el objeto de conocimiento. Asimismo, se ha enfatizar en la redefinición de los procesos de lectura y escritura (desde la perspectiva didáctica) como procesos funcionales: expresivos y comprensivos. El desarrollo exitoso de estos procesos depende en gran medida de la carga de relevancia y significatividad que adquieran para el individuo. Se hace indispensable, la formación de un profesional, en todo el proceso de reconstrucción tanto de la lengua oral como escrita que siguen los individuos, para con esta base,

 diseñar estrategias didácticas que propicien el aprendizaje significativo de la lengua.

 

 

II. PROPÓSITO DE LA UNIDAD CURRICULAR

 

Reflexionar con los estudiantes sobre los elementos que intervienen en el proceso de la comunicación, desarrollo y empleo de la lengua en sus modalidades oral y escrita, así como a desarrollar competencias comunicativas eficaces, teniendo como sustento teórico los postulados que dan cuenta de cómo se aprende haciendo. Es decir, los participantes tendrán la oportunidad de asimilar la lengua y sus componentes (semánticas, sintácticas, fonológicas, morfológicas y gramaticales) sobre situaciones reales de comunicación, vale decir; a partir de producciones escritas elaboradas por ellos mismos. Con esos insumos se trabajarán todos los aspectos que inciden en la comunicación para que ésta sea efectiva, tanto desde la perspectiva onomasiológica como el semasiológica.

La unidad curricular Lenguaje y Comunicación Liberadora, tiene como fin fundamental introducir al estudiante en el uso y manejo eficiente, tanto del lenguaje oral como el escrito, desde una perspectiva del uso de ambas formas de comunicar en contextos reales y con propósito, es decir desde la pragmática, la cual consiste en centrar el estudio en la relación existente entre la lengua, los hablantes y las situaciones en las que se produce la comunicación, teniendo en cuenta el contexto social, cultural y emocional en el que se produce el acto comunicativo.

 

Los participantes que cursan esta unidad curricular, tendrán, desde su competencia profesional, elaborar informes, memorias, memorándums reportes, entre otros, que cumplan a cabalidad la función comunicativa que les motiva a escribir y/o hablar.

 

Para ello se hace necesario comprender la diferencia existente entre Lengua, Lenguaje y Habla, así como todas las categorías gramaticales que se ponen de manifiesto cuando un hablante y/o escritor aspira dar a conocer una idea o conjunto de ideas. De igual forma comprender e interpretar todos los elementos que intervienen en el Proceso de Comunicación con el fin de ponerlos en práctica. Establecer las diferencias que existen entre el lenguaje oral y el escrito, así como las competencias lingüísticas que se activan en ambos procesos. También se hace necesario que el participante conozca, identifique y elabore, dado el perfil de su futura profesión, los tipos de secuencias textuales y los contextos en los cuales cada una de ellas se pueden emplear. Todas estos objetivos y sus posteriores actividades de enseñanza-aprendizaje, se desarrollarán en situaciones reales de comunicación. Esta visión difiere radicalmente de la práctica educativa tradicional la cual ha fracasado en una de las misiones más importantes conferidas por la sociedad a la institución escolar: La formación de hablantes, lectores y escritores críticos y reflexivos.   

  

En este sentido, esta unidad curricular propondrá superar las prácticas mecanicistas-positivistas dominantes en la enseñanza de la lengua, responsables en gran medida del rechazo y el fracaso experimentados por los estudiantes hacia esta importante área. Se busca lograr así la apertura en la universidad de ámbitos de reflexión, discusión, investigación, producción de teorías acordes con las formas de generación de conocimientos. La lengua dejará de ser vista como “una materia más” carente de sentido, repetitiva y memorística; en su lugar, se recobrará el esencial significado de la lengua en sus funciones expresivas y comprensivas, como constituyente nodal de las relaciones sociales y culturales, la lengua como ente viviente, dinámico, en constante transformación.

Con el desarrollo de la unidad curricular, se ha de promover en el estudiante la confrontación permanente de experiencias, métodos, enfoques, teorías, para desde allí, abordar propuestas y proyectos alternativos que favorezcan su competencia lingüística, basada en el derecho que tienen todos nuestros jóvenes a la reconstrucción de conocimientos, a la exploración, a la investigación, a la creación, a la equivocación, partiendo de saberes marcados por la palabra de su cuerpo, por su voz, por su historia, por su cotidianidad.

 

Para tal fin, se comenzará con la discusión acerca del proceso de adquisición y desarrollo de la lengua oral y escrita, desde una perspectiva constructiva, la cual redimensiona el papel activo del sujeto en interacción permanente con el medio y el objeto de conocimiento. Asimismo, se ha enfatizar en la redefinición de los procesos de lectura y escritura (desde la perspectiva didáctica) como procesos funcionales: expresivos y comprensivos. El desarrollo exitoso de estos procesos depende en gran medida de la carga de relevancia y significatividad que adquieran para el individuo. Se hace indispensable, la formación de un profesional, en todo el proceso de reconstrucción tanto de la lengua oral como escrita que siguen los individuos, para con esta base,

 diseñar estrategias didácticas que propicien el aprendizaje significativo de la lengua.

 

 

II. PROPÓSITO DE LA UNIDAD CURRICULAR

 

Reflexionar con los estudiantes sobre los elementos que intervienen en el proceso de la comunicación, desarrollo y empleo de la lengua en sus modalidades oral y escrita, así como a desarrollar competencias comunicativas eficaces, teniendo como sustento teórico los postulados que dan cuenta de cómo se aprende haciendo. Es decir, los participantes tendrán la oportunidad de asimilar la lengua y sus componentes (semánticas, sintácticas, fonológicas, morfológicas y gramaticales) sobre situaciones reales de comunicación, vale decir; a partir de producciones escritas elaboradas por ellos mismos. Con esos insumos se trabajarán todos los aspectos que inciden en la comunicación para que ésta sea efectiva, tanto desde la perspectiva onomasiológica como el semasiológica.

Aula virtual de la Unidad Curricular Organización y Sistemas - Fase 02 - Sección 03

Unidad Curricular Organización y Sistemas.
Programa Nacional de Formación en Administración - Trayecto 2

Unidad Curricular Organización y Sistemas.
Programa Nacional de Formación en Administración - Trayecto 2

La unidad curricular PENSAMIENTO ESTRATÉGICO MATEMÁTICO es un curso que forma parte del Programa de Iniciación Universitaria. Su objetivo es mejorar la capacidad de los estudiantes para pensar de manera estratégica y lógica en el ámbito matemático. El curso se enfoca en desarrollar habilidades fundamentales y en responder a preguntas abiertas relacionadas con la naturaleza y la sociedad. Esta unidad curricular busca fomentar el pensamiento crítico y creativo de los estudiantes.

Vamos juntos a recorrer los caminos del pensamiento matemático, visto desde la lógica cotidiana. ¡Bienvenidos!

BIENVENIDOS  A LA UNIDAD CURRICULAR IDEARIO BOLIVARIANO